Etiquetas

, , ,

Por @astroconversaciones

Los Nodos funcionan como un eje, ya que se encuentran en lugares opuestos del zodíaco tardan 18 años en recorrerlo, algo así como año y medio por signo y en sentido de las agujas del reloj, por lo que los podemos asociar al cambio de etapas en nuestras vidas. El nodo norte es hacia donde nos dirigimos por lo tanto asimilamos conocimientos y nuevas maneras de superar retos y trabajos personales; el nodo sur es la zona de lo conocido, del confort, de lo que debemos dejar atrás; si hemos decidido crecer es soltar lastres. Con el cambio nodal al eje de Tauro y Escorpio, pasamos de lo mutable a lo fijo, ocurrió el 18 de enero del 2022, y estarán allí hasta el 17 de julio de 2023 por lo tanto los eclipses también repercutirán de manera distinta, Plutón será el regente del nodo Sur mientras Venus será regente del nodo Norte. La última vez que los Nodos Lunares estuvieron en este eje fue entre el 30 de agosto de 2012 y el 18 de febrero de 2014. En esa ocasión estaban al inverso (espejo) el nodo norte estaba en Escorpio, y el nodo sur, en Tauro recuerdas algo de esa época que trabajaste porque ahora puedes concluirlo o puede regresar algo de otra forma distinta. El nodo llego a Tauro y Urano ya esta allí así que las conjunciones entre ellos nos acompañaran prácticamente todo el tiempo, pero la máxima intensidad será el 31 de Julio de este año. En definitiva, Urano en Tauro trae reformas concretas y visibles en nuestra relación con el mundo material. Uno de los aspectos más relevantes del Nodo Norte en Tauro 2021 – 2023, es el impulso de cortar con las dependencias emocionales y económicas, para sembrar nuestro propio camino y éxito. En este sentido, se hace indispensable definir nuestros “no negociables” (identifica lo que quieres y lo que no); establecer sanos límites; crear una planificación financiera y presupuestos realistas, de acuerdo con tus metas; y confiar en tu capacidad de recuperación/ transformación. El Nodo Norte en Tauro 2021 también invita a cuidar el cuerpo físico; trabajar patrones de abandono, desvalorización personal, suspicacia, y aislamiento, reconectar con la energía de la abundancia,cultivar el amor propio y superar la actitud defensiva.