Etiquetas

, , , , , ,

A veces en silencio (el justo y necesario) divago entre la vigilia y el sueño y dilucido el camino que se dibuja ante mí no solo el que falta si no el que ya recorrí, extraña mixtura la del alma humana que se decanta en misterios que a veces son solo simples verdades universales, difíciles o fáciles de comprender dependiendo del lugar en que me ubique.

A ver… Es mejor declaro en forma socarrona! ver el vaso medio lleno que medio vacío, y me remonto a aquel día a los 7 años en el que comprendí que era mortal, que crecería y que tenía un alma adentro (o por lo menos que unía mis partes que separadas no funcionaban) ,interminables horas me miraba en el espejo descubriendo extrañas caras que no me pertenecían pero que eran vagamente familiares donde siempre pero siempre prevalecían mis ojos pardos que me recordaban quien era en todos esos momentos, vividos?.

Afortunadamente mi papa y guía era metafísico y genialmente (de la nueva era) si! hace ya más de 30aÑos y ya era nueva! Me guiaba en las sin fin preguntas que tenia para el cada día, me decía con que viene pico de oro? y yo sonreía antes de rellenarlo de tantas interrogantes , que invariablemente respondía y al final me decía: “Eres mi hija amada recuerda muchos son los llamados y pocos los elegidos, solo decide de qué lado quieres estar” y créanme que tuve prontamente que elegir!

Ante lo que se presentaba a mis ojos! Y no solo los físicos! cada día era más patente el hecho de que podía ser capaz de los más altos y buenos actos y al mismo los más oscuros y reprobables (ok eran solo 7aÑos) pero en ese momento eran toda seriedad e inmensidad !

Fui creciendo y en medio de un mundo real físico y placido, en el que se entremezclaban experiencias que para la mayoría serian inexplicables pero que conformaban este otro mundo que sabia distinguir tan real y palpable como el físico pero a la vez tan etéreo y mágico y un día supe como en una revelación(en medio de la noche porque soy! lo confieso terriblemente noctambula) que el camino de la luz era una montaña hermosa que ascender con piedras, todo esfuerzo, voluntad y grandes dosis de perseverancia y tenacidad mientras, el camino de las sombras un tobogán placido y fugaz por donde te dejas resbalar.

Con placidez y amenamente. Decidí poner todo mi empeño en ascender y aunque muchos días no lo logre siempre me dije hoy no pudo ser pero un día a la vez, un paso a la vez cuando escuchaba explicaciones tan fútiles como que los humanos somos todos buenos. Y así nacimos, me cuestionaba tamaña afirmación (o solo pensaba okey entonces soy terriblemente diferente o vengo de otro planeta), pero en realidad no tenia recursos como enfrentar a un gran sistema religioso e ideológico que se empeñaba a mis 8 en hacerme creer que tenía un pecado y debía confesarme por lo mala que había sido!

Aprendí entre golpes y porrazos que mientras no trasgrediera mis valores y leyes ni me traicionara a mí misma, para ceder a las pretensiones de los demás todo en mi mundo estaría bien, pero invariablemente se presentaba ante mí la decisión de todos los días…aun hoy gran parte del camino recorrido ha consistido en tercamente quedarme del lado de la luz no sin estar plenamente consciente de que se puede caer ante la oscuridad pretendiendo pretender al otro bando no juzgo porque no es mi papel lo que me rodea si no mi mundo interno lo que de mi sale, y aun hoy sentada divagando decido una vez más seguir por el camino del ascenso de la montaña invitando a los que a mi paso por una mera sin cronicidad me acompañan o se cruzan en mi andar, a decidir cada día de qué lado quieren estar,  en mi mundo una regla que me ha funcionado es:» deseo y decisión pueden cambiar tu vida» y créanme que la tierra nos necesita como una gran red de lucecitas de navidad interconectadas ante el infinito universo. Enviando nuestro mensaje en común .por eso hoy y ahora decido por «el camino de la luz»

Colaboración de una de nuestras queridas twitteras:  @shivayagonzalez