Etiquetas

, , ,

Por @eloraculodelawicca

El mes de julio ha sido muy acontecido y con mucha actividad. 2 eclipses, 5 planetas retrógrados, 1 asteroide retrógrado y muchos cambios en el tránsito de los signos y los planetas. Para finalizar el mes quedan algunos aspectos que seguirán afectando nuestra cotidianidad.

El viernes 19 de julio, mercurio retrógrado retrocede al signo de cáncer. Esto nos traerá inestabilidad emocional. Estaremos muy subjetivos y con mucha sensibilidad. Después del eclipse quedaremos sensibles y tendremos una visión nostálgica del pasado sintiendo mucha añoranza. Con Neptuno retrogradando en Piscis otro signo de agua podemos no ver las cosas claras y muchas creencias serán puestas a prueba en cuestiones familiares.

El 22 de julio el Sol ingresa al signo de Leo, su signo, y les traerá el brillo y la renovación en esta nueva vuelta al sol. Se sentirán con confianza para superar los obstáculos de la vida cotidiana. Tendrán mucha conexión con sus talentos naturales con la creatividad y el romance. Habrá muchos deseos de destacar y de brillar. Aprovechen este tiempo para divertirse y renovarse.

El 31 de julio Mercurio, al fin, inicia su movimiento directo en cáncer y nos traerá una imaginación desbordada. La mente despierta, se activa de nuevo y gozaremos de buena memoria y retentiva. Destreza en actividades artísticas o vinculadas a la investigación histórica. sentiremos cierta preocupación ante el futuro y lo que vendrá.

Lo que ocurre que cuando un planeta retrógrado se pone directo en un signo que previamente visitó, es que volvemos a retomar asuntos que si realizamos la tarea, deberíamos de enfrentarlos con un cambio de perspectiva (aquella que ganamos en la retrogradación).

Sin embargo, Cáncer es un signo emocional donde a Mercurio se le hace dificil conciliar la lógica con los aspectos emocionales de la personalidad. Por lo tanto es importante trabajar en la consciencia del momento presente del aquí y el ahora validando lo que sentimos y lo que pensamos.

Anuncios