Etiquetas

, ,

men.jpg

@addais Siguen llegando los mensajes tratando de hacerle recordar a la población que es tan fuerte como su eslabón más débil y que en tiempos de bandos, al extremarse uno del otro, terminan uniéndose, ley física, ley de gravedad y ley de vida.

Algunos no entenderán pero para arreglar la casa hay que estar dentro de ella. Traerán instrucciones de lejos, sin embargo, se pondrán en práctica  en el propio corazón del terreno invadido.

Esparcir la semilla venezolana es necesario. Por eso, sucede lo que sucede. No teman hay un acuerdo divino.

El ciudadano pidió una Nueva Venezuela, pero solo en sus manos estaba con su nueva acción. Se mueve la tierra, se mueven las aguas, montañas y ríos llevan la nueva alianza. Se mueve el cimiento de un nuevo pensamiento. Ojo con lo que pides.

Venezolano, esto también pasara. Aprende la lección, acepta los cambios y comienza a girar hacia un nuevo destino, porque esto indiscutiblemente también pasara. No te derrumbes.

Señales en el cielo, señales en las casas de oración, mensajes del universo y de la profundidad de la tierra, indicarán al venezolano el camino a seguir y un niño se manifestará en clamor. Más allá de lo que vemos, el plan es el aislamiento, pues de esa manera los ocultos podrán hacer los experimentos y creaciones de las cuales el resto no se puede enterar.

No subestimes a nadie, analiza para dar los próximos pasos. La clave será tu coherencia. Sentimiento, pensamiento, palabra y acción unidos. Ya todos saben lo que deben hacer como ciudadano.

Aviones que se escuchan ir y venir. Que llevaran o que traerán? A quien llevarán o a quien traerán? La población en alerta. Venezolano no te disperses, estés fuera o dentro del país. Tú sabes tus convicciones, no las traiciones, no titubees si ya estás seguro de lo que quieres. Pon el nuevo orden. Ayúdate y ayuda a otros, con tu buen sentido y voluntad. No es No. Si es Si. Cuando todo cambia, también lo hace la forma de delinquir. Ojo avizor, acciones forajidas dan ultimátum a la población. Pescando en río revuelto, en avenidas revueltas y en instituciones revueltas.

Cuando veas las barbas de tu vecino arder pon las tuyas en remojo. Situaciones se repiten buscando que alguien reaccione para que no se de lo que no tiene asidero. Negocio redondo y la gente creyendo lo contrario. Ojo. Nuevo cambio monetario se vislumbra sin sentido y con mucho tropiezo,  porque la mentalidad monetaria ha cambiado. Comas, ceros y denominación en una mesa con muchos testigos, lo que tanto se temía fue lo que se atrajo. En una reunión muchos artículos acerca de esta tema y la población confundida. Simbología extraña para atemorizar a quien ignora todo.

Alguien comienza a realizar acciones en silencio, esto le trae triunfos a futuro. En tiempos de tanta investigación vacía, la discreción es la consigna.

Dos estrellas se irán y un personaje no tan querido también. Nadie se salva cuando la energía colectiva se corrompe no sectoriza. Un político dirá una solución y todos se reirán pues eso no está en los planes. Hay soluciones que a veces cuesta creer que lo sean.@addais

Anuncios