Etiquetas

, , , , ,

4 of Swords@karembarratt

 

A primera vista, el Cuatro de espadas parece indicar malas noticias. La imagen usual es la de una persona acostada, que pareciera estar muerta y en una cripta. Brrrr. Pero, aunque se le puede dar cierto significado de algo que muere, tradicionalmente esta carta tiene que ver con recuperación, con tomar un tiempo libre de las grandes luchas de la vida, de salirse de la batalla un tiempito para reagruparse, replantearse las estrategias y sanar las heridas.

El Cuatro a veces viene ligado a la salud, y en ese sentido es positivo, porque indica que después del tiempo necesario, la persona normalmente se repone. Tomando en cuenta su relación con la mente, el Cuatro de espadas llama a desestresarse, a practicar la higiene mental alejándose de las situaciones o personas toxicas, aunque sea por un rato. También pide la práctica de cualquier técnica que aplaque a los pensamientos, sea meditación, arte, deporte o enfoque controlado. Pero, sobre todo, el Cuatro pide paciencia. Roma no se construyo en un día y tanto la mente como el cuerpo tienen su ritmo y necesitan su tiempo para sanar y ponerse de acuerdo con nuestros deseos y ambiciones.

El Cuatro de espadas también se relaciona con cosas que aparentemente no se dieron, con pérdidas que en un principio parecen enormes. ¿Recuerdan lo de la paciencia? Pues también es aplicable aquí. Cuando el cuatro aparece, anuncia que eso que buscamos o por lo que estamos trabajando no se va a dar todavía. Quizás ni siquiera se va a dar del todo y hay que aprovechar este momento, en que las cosas parecen estar estancadas, para volver a ver la situación con nuevos ojos. Tal vez haya que cambiar la metodología, buscar aliados, ofrecer algo a cambio, buscar nuevas ideas (cuidado con tener tantas que no puedas realizar ninguna, porque se cancelan mutuamente). O a lo mejor eso que buscamos no es realmente para nosotros y tengamos que plantearnos una nueva meta. Nada de lo anterior es agradable, pero es la única manera de, cuando se abran los caminos de nuevo, podamos avanzar a la siguiente etapa.

El consejo del Cuatro de espadas es el de no cargar la mente con mas angustias de la que ya tiene, al contrario. Así que sea que nos estamos recuperando física o mentalmente, o estemos en esas “vacaciones” forzadas de caminos trancados y nuevos planes, es importante mantener una actitud optimista, hacer cosas relajantes y ligeras. Aunque es una carta mental, el Cuatro pide llamar al corazón a la conversación, de nuevo, en ese espíritu inocente y tranquilazo, a ver que dice en todo esto. Repito, lo mejor que se puede hacer en la presencia del Cuatro de espadas es tener paciencia, aclararse y relajarse, hasta que llegue la hora de salir del virtual encierro y seguir la marcha.

Anuncios