Etiquetas

, ,

Hacemos este ejercicio para reforzar la afirmación del día que dice. “Este preciso momento crea el momento energético de mi vida. Escojo hacerlo valer.” Es decir, utilizo la energía que hay en el interior y el entorno para crear situaciones, deseos y todo aquello que es oportuno para nuestro bien.

En cualquier momento del día, sea en tu habitación o en el baño, donde te encuentres a sola. Visualiza un remolino de energía color verde, debajo del ombligo. Obsérvalo y hazlo que suba y baje a todas las áreas de tu cuerpo. Luego visualiza que se agranda y se expande por todo el recinto donde te encuentras. Respira profundamente. Visualiza que el remolino vuelve a ti y que lo llevas a todas partes, observando eventos y oportunidades. Cierra los ojos unos instantes y da gracias por el sentimiento que ha despertado en ti. Ya puedes seguir con tu día como de costumbre, tu energía interior ha sido activada para crear momentos especiales de bienestar.

Anuncios