Etiquetas

, ,

 

La afirmación de hoy nos dice: “Me mantengo centrado y enfocado en mi meta, es mi propósito.” Luego de haber realizado el respectivo trabajo con ella, se hace necesario hacer un ejercicio físico para apoyar su uso.

Para ello haremos el siguiente ejercicio, a cualquier hora del día. No es para mañana, es hoy cuando lo realizaremos.

  1. Siéntate en una silla cómoda. Tu misión va a ser permanecer quieto, muy quieto. Tu pensamiento estará enfocado solo en que estas sentado en la silla. No utilices este tiempo para pensar lo que harás, donde estarás, etc., etc., solo estas sentado cómodamente en la silla.

Relájate, céntrate y procura no hacer ningún movimiento involuntario. Permanece así, 10 minutos. Puedes tener los ojos cerrados o no, como prefieras. Reflexiona acerca de lo que sentiste y continua tu día como de costumbre.

Este ejercicio que parece muy sencillo, te dirá como estás en tu interior y te indicara si en verdad estas centrado y enfocado en tu meta. Disfrútalo.

@addais

Anuncios