Etiquetas

nacimiento

@karembarratt

Se sea cristiano o no, la historia del nacimiento de Jesús tiene varias lecciones interesantes para personas de todas las creencias. O al menos ese es mi caso. He aquí algunas:

Ángeles y pastores. Es interesante que según el cuento, los ángeles anunciaron el nacimiento a los pastores en el campo. No a los sacerdotes en el templo o casa de oración; no a los sabios de Belén o Jerusalén; no a las personas consideradas como honradas y de buen vivir. De los pastores no sabemos nada. Algunos seguramente eran buena gente y hasta fervientes judíos; pero quizás había uno que otro por ahí no muy «decente»; algún mentiroso, algún violento, algún infiel, algún bebedor, algún ladronzuelo. Los ángeles no los dividieron entre buenos y malos, merecedores o no.

Para mí esto representa dos cosas. Una, la Divinidad (y es difícil para algunos aceptar) se abre a todos: hace una invitación a su luz, amor, sabiduría independientemente de nuestras «credenciales». Queda de cada quien aceptar la invitación y visitar al bebe en el pesebre interior. Pero creo que también significa que para conectarse a la Divinidad, no se necesitan profetas, sacerdotes, grandes templos o profundos estudios teológicos: es la sencillez, en la naturaleza y en el valor de aceptar algo extraordinario (en este caso los ángeles) como algo posible, lo que abre las puertas a dicha conexión.

Los hostales ocupados. Cuando representan la natividad, muchas veces muestran a los dueños de posadas como malucos que se niegan a aceptar a María y José. Pero seamos sinceros: ¿cuántos hoteles hoy en día sacarían a un huésped que ya ha pagado de su habitación para dársela a otra persona? Lo más que pueden hacer es quizás pedir algún voluntario o abrir un espacio para los viajeros sin reservación en vestíbulo. Y en cierta forma eso es lo que hace el posadero que ofrece el establo.

Hoy en día tenemos una relación muy diferente con los animales. Pero en la época de Jesús era más común compartir y convivir con ellos. En muchas casas, los animales dormían en el piso de abajo y la gente en el de arriba. Esto era en parte para proteger a los animales de depredadores, pero también para usarlos como forma de «calefacción» natural. Así que cuando el establo es ofrecido, se está ofreciendo la habitación más cálida posible, La lección que aquí veo es que cuando nos pasan cosas «negativas» no siempre es porque alguien nos tenga rabia o tengamos mala suerte, si no porque sencillamente esas son las circunstancias en que estamos y las circunstancias son impersonales. En nosotros queda verlas como una ofensa, insulto o mala racha (oh pobre yo que voy a dar a luz en un establo) o como bendiciones (que suerte que encontramos este lugar cálido y protegido en donde poder dar a luz a mi bebe).

Hablando de animales, creo que aquí también hay una lección. La historia nos dice que la divinidad decide encarnar como humano en medio de animales. Creo que esto es un recordatorio de que la Divinidad, la veas como creadora o como manifestante, tiene un fuerte lazo de amor con todas sus criaturas, grandes y chicas, y eso debería inspirarnos a tratarlas con respeto y afecto.

Por ultimo tenemos a los reyes magos. Las lecciones son obvias y simples: sigue tu sueño/meta (o estrella) así tengas que cruzar un desierto. La otra (muy apropiada para esta página) es que la Divinidad no tiene nada en contra de la magia usada para el bien. Al contrario, la tiene en tan alta estima que, como en el caso de los pastores, informó (a través de los estudios mágicos) a los magos sobre el nacimiento del niño divino antes que a los sacerdotes, sabios y nobles.

Anuncios