Etiquetas

, , , , , , , ,

@KaremBarratt

Branwen

Quizás no tan popular como Caridwen, Brigid, Epona o Arianhrod, Branwen es una de las diosas de la mitología celtica que puede servir de inspiración para momentos difíciles. Su historia parece una novela rosa, sin el aparente final feliz. Princesa de Gales, se casa con el rey de Irlanda, Matholwch, para lograr la paz entre ambos reinos. Efnesien, el medio hermano de Branwen, se sintió ofendido porque no lo consultaron sobre el enlace y mato los caballos que Matholwch había traído a Gales y que eran su orgullo. Para compensar, el rey de Gales, Bran el Bendito, le da al rey de Irlanda un caldero mágico, que revive a los muertos colocados en su interior. Matholwch acepta, pero queda resentido. Una vez en su reino, sus súbditos se quejan por tener a una reina extranjera, aunque Branwen se ha comportado como una digna soberana. Una vez que le da al rey un hijo, este la convierte en una esclava, obligada a trabajar en la cocina en donde es continuamente maltratada y golpeada.

Incomunicada, Branwen entrena a un pajarito, el estornino, para que lleve un mensaje a su hermano Bran, explicando su padecer. Bran (que era un gigante) viene con todo su ejército y Matholwch decide hacer un pacto de paz, disculpándose por la manera en que la trato y comprometiéndose en dar la corona el hijo de ambos. Sin embargo, el hermanastro de Branwen, Efnesien, de nuevo molesto porque no lo han tomado en cuenta, asesina al hijito de Branwen y la guerra comienza de nuevo. Los irlandeses tienen la ventaja del caldero, que revive a sus muertos, pero aun así, la masacre se extiende a ambos lados. Efnesien, arrepentido por lo que su soberbia ha logrado se arroja al caldero. Ningún ser viviente puede ser colocado en el caldero y este explota. Después de tan cruenta guerra, todos los irlandeses han muerto, a excepción de cinco mujeres embarazadas. Los galeses no salen mejor parados. Solo siete de los miles que vinieron han sobrevivido. Bran ha sido herido mortalmente y pide que le corten la cabeza, puesto que su gigantesco tamaño imposibilita la posibilidad de que regresen su cuerpo a Gales. Milagrosamente, la cabeza continúa con vida hasta llegar a su tierra natal. Branwen sobrevive a la tragedia, pero una vez en Gales, el dolor por la muerte de su hijo, hermanos, compatriotas e incluso los irlandeses, es demasiado para ella y su corazón estalla.

branwen_by_rottenragamuffins-d47f102

Cuando la espiritualidad celtica reconoce en Branwen un aspecto de la divinidad, dicho aspecto no es el de la muerte ni la destrucción. Para los celtas, Branwen representa el amor, la belleza y la primavera. Esto es significativo. Branwen como diosa de la primavera nos habla de la esperanza, del renacer después del crudo y a menudo mortal invierno, de nuevas oportunidades e incluso de la creencia celtica de la reencarnación. Uno de los significados de la palabra Branwen es cuervo blanco y muchos ven en esto un símbolo de Branwen como guía de almas a la próxima vida. El sufrimiento que padeció Branwen a causa de las muertes de su seres queridos, también la hacen un oído comprensivo para los que sienten el dolor de perder a un ser amado. Ella llorado las lágrimas, ella ha sentido la impotencia y el tormento de presenciar muertes violentas e injustas. Pero como diosa de la primavera, ese renacer de la tierra, ella ofrece esperanza para una reunión, en este mundo o el próximo, con nuestros seres queridos.

Como divinidad del amor, Branwen se acerca más Kuan Yin y a la Virgen María que quizás a la más sexual Afrodita con la que muchas veces se le compara. Ella sufre y su corazón se rompe porque ella ama, incluso al pueblo que la trato mal, y se culpa así misma de su destrucción. Incluso antes de la tragedia, Branwen es movida por el amor. Acepta casarse con Matholwch para traer la paz; cuando Bran llega a rescatarla, ella no exige venganza por la manera en que fue maltratada, si no que de nuevo, en busca del bien común, negocia una salida pacífica que Efnesien destruye con su orgullo. Ama su hijo, ama a sus hermanos, ama a sus compatriotas. El amor de Branwen es conciliador, misericordioso y universal.

Como diosa de la belleza, relacionada normalmente con la naturaleza y la primavera, Branwen también nos recuerda que la belleza es uno de los mayores remedios contra la tristeza. Crear, rodearse y compartir belleza es alimento para el alma y para la espiritualidad celtica, la belleza es un atributo a aspirar, como representación del equilibrio interior y forma física de alabanza, de acción de gracias por la vida y el mundo en el cual vivimos.

Pero las lecciones de Branwen van más allá. Branwen también podría ser llamada la diosa de la inventiva o soluciones creativas. Los estorninos no son como los cuervos o loros, con condiciones naturales para aprender a hablar. Le dos años entrenarlo, lo que habla de paciencia y un don especial para relacionarse con las aves –normalmente asociadas con el alma y lo espiritual en el mundo celta. Branwen también nos ensena los peligros de creernos responsables de todo lo malo que sucede. Si bien es cierto que los galeses fueron a Irlanda a rescatarla, fueron las acciones de su hermano las que ocasionaron la guerra y las muertes. En la historia de Branwen, los guerreros sobrevivientes están tristes, pero no desesperados por las pérdidas. Es como si Branwen hubiera tomado toda esa carga de dolor para ella sola, una carga que la Divinidad puede tomar y transmutar, pero que en su forma humana, fue demasiado para Branwen. Esto nos recuerda ser gentiles y cuidadosos con nuestros sentimientos, compartir la carga entre los que nos aman, nos rodean y el poder de la Divinidad y entender que, aunque queramos, no podemos evitar que los que amamos sufran. Solo podemos ayudarlo, en medida de nuestras posibilidades, a llevar la carga del dolor hasta que estén listos para soltarla.

Debo admitir que Branwen despierta hermosos y dulces sentimientos en mí. Las diosas celticas tienden a ser formidables, duras inclusos, más cercanas a un sargento del ejército que a una dulce madrecita. A mi Branwen me inspira una ternura infinita y a la hora de habar de esos momentos obscuros, de impotencia y tristeza, sé que su energía entiende mi corazón y como diosa del amor y la primavera, me ayudara a renovarlo y a florecer una vez más.

Anuncios